Pareja entrenando

La búsqueda de la motivación para hacer ejercicio suele ser una estrategia recurrente en muchas personas que no tienen constancia. El entrenamiento en pareja es una tendencia que está ganando muchos adeptos, entre ellos famosos, ya que se obtienen múltiples beneficios físicos y emocionales que además favorecen la relación amorosa.

Hace algunos días abordábamos en Sanar.org como el perder peso en pareja podía ser contagioso y que el que uno de los dos adelgazara podía motivar al otro para que también lo hiciera. Algo similar sucede con el ejercicio físico. Practicar deporte en pareja resulta motivante y estimulante. Bajo el hashtag “#coupleworkout” las imágenes de parejas entrenando juntas invaden Instagram.

El consultor de fitness Ashley Borden dice sobre el entrenamiento en pareja:

Cuando las parejas se ejercitan, pueden centrarse en sus objetivos juntos.

Algunos beneficios de entrenar en pareja

Más tiempo juntos

Para una pareja que trabaja y tiene hijos puede resultar realmente difícil coordinar un tiempo para estar juntos. Por ello, el entrenarse los dos al mismo tiempo, puede ser una excelente alternativa para compartir una actividad en común y ganar además en salud.

Motivación

Entrenar en pareja puede funcionar como una motivación para ambos, para lograr las metas deportivas de cada uno y además llevar una vida saludable.

La especialista en actividad física Mae Moreno explica al respecto:

Lo que se busca es un compañero de ejercicios para mantenernos enfocados. De esta manera nuestra pareja puede convertirse en nuestro mejor aliado, pues conoce y da uso a palabras adecuadas para dar ánimo y viceversa. Además se podrá celebrar los logros que se obtengan con el ejercicio.

Desarrollar nuevas habilidades

Al entrenar en pareja se debe estar abierto a los gustos del otro y a aceptar practicar nuevas disciplinas o ejercicios. Esto permite que ambos disfruten y a su vez asuman nuevos desafíos, explorando y desarrollando así otras destrezas. En general, las mujeres suelen trabajar más con ejercicios cardiovasculares, mientras los hombres gustan más del trabajo de fuerza. Combinando los gustos de ambos, se puede alcanzar un equilibrio muy favorable para para los dos.

Competir sanamente

A lo motivante que puede ser entrenar juntos, se le puede sumar una sana competencia entre ambos, lo que los impulse a seguir y avanzar. Dependiendo del tipo de entrenamiento que se practique, puede resultar muy estimulante realizar algún desafío determinado y el que no lo cumpla, tendrá un castigo como ser preparar la cena o sacar al perro.

Una excelente terapia de pareja

Muchas parejas acuden al psicoanalista para realizar una terapia de pareja. Sin embargo, el practicar deporte juntos, es una buena forma de terapia que además beneficia el cuerpo y la salud física. Ayuda a salir de la rutina, a tener un proyecto en común, a crear un espacio en el cual compartir una actividad en común que le produce placer a ambos.

Entrenar en pareja libera mayor cantidad de endorfinas

Realizar actividad física libera endorfinas, las llamadas hormonas de la felicidad, por lo cual luego de hacer deporte uno se siente muy bien. Cuando se entrena en pareja esto se potencia por dos y además como mejora el desempeño sexual de ambos se fortalece el vínculo emocional y afectivo.

Trabajar en equipo

El entrenar en pareja favorece el trabajo en equipo. Así cuando uno de los dos está bajo de energía el otro lo motiva a seguir; lo ayuda a corregir los errores en el ejercicio; a mejorar sus habilidades, etc. De esta forma, ambos conseguirán mayor sintonía, confianza, armonía y conexión en la pareja.

Puntaje: 
Sin votos aún