Tips para evitar la depresión navideña

Si bien la Navidad se asocia con alegría, felicidad, familia, etc., no para todas las personas es así. Para muchas, estas fechas son motivo de depresión temporal. De una tristeza asociada con el estrés de los múltiples compromisos, de los gastos, las reuniones sociales, etc., que muchas veces causan frustración. La nostalgia es también un factor muy influyente, las personas que han sufrido alguna pérdida, lo sienten más en estos días.

Si bien la depresión navideña es generalmente un trastorno emocional temporal, no debe subestimarse, ni minimizarse. Lo ideal es tratar de encontrar estrategias para prevenir, evitar o sobrellevar esta depresión.

Mantenerse en actividad

La actividad física ayuda a prevenir la depresión. Por ello, una buena medida es no abandonar la actividad física por estas fechas, pese al alubión de compromisos y la falta de tiempo. Darse siempre el espacio para poder dedicarse ese tiempo para uno mismo, redundará en un gran beneficio tanto físico como emocional.

Controlar los gastos

Realizar gastos excesivos, cosa bastante común en estas fechas, puede potenciar más aún la depresión. Uno se ve obligado a realizar una cantidad impresionante de compras que muchas veces se salen del presupuesto, lo cual lleva a que una vez que se cae en la cuenta de lo que se ha gastado, aparezca la desesperación. Para evitar esto, realizar un presupuesto antes de hacer cualquier gasto y comprar sólo acotándose a éste.

Bajar le nivel de las expectativas

Si no se es una persona alegre y feliz, la llegada de la Navidad no va a transformarte en una persona así. Por ello, aceptar la realidad y aprender a vivir con ella es una buena opción para pasarla mejor. Igualmente no esperar que los demás cambien su forma de ser, su esencia, sólo porque es Navidad. Esto es irreal y no va a suceder. Para no sufrir, ni decepcionarse, lo mejor es tratar de no negar, sino afrontar tal cual son las cosas.

Buscar compañía

Por lo general las personas depresivas buscan la soledad y el asilamiento. Si embargo, esto lo único que hace es potenciar aún más la tristeza, la nostalgia y la depresión. Por ello, una buena opción para prevenir o evitar este trastorno emocional temporal, tratar de estar en compañía de amigos, familiares, etc. No obligarse a reuniones o encuentros que de antemano se sabe serán perjudiciales, pero sí darse la oportunidad de juntarse con gente positiva, lo cual seguramente recargará de buena energía.

Cultivar las buenas acciones

Hacer cosas por los demás es algo que siempre hace sentir bien. En este sentido realizar tareas solidarias, comunitarias puede causar regocijo y satisfacción interior. Siempre hay gente que necesita ayuda y personas que pueden ayudar.

Puntaje: 
Su voto: Ninguno Average: 4 (1 vote)