Miedo ninos
flickr.com

Una fobia es una forma de denominar lo que sería un temor excesivo hacia un objeto tanto real como imaginario. Hay que diferenciar lo que es un temor normal como puede tener un niño a un perro de lo que es una fobia. La fobia es un temor intenso que produce angustia frente a algo que puede ser un objeto o una situación determinada.

Además, la fobia es un temor que no desaparece. Los niños que padecen alguna fobia, manifiestan miedo, temor a algo en cada oportunidad en que experimentan o ven eso que les ocasiona el temor. Es así que por el miedo, los niños van a empezar a tener conductas evitativas para no pasar por esas situaciones. Allí es cuando comienza a limitarse su vida. Es que el temor puede transformarse en ataque de pánico lo cual es peor aún, ya que además de sentir temor por algo identificado como objeto o situación mortificante, se incluyen situaciones de angustia terribles, en las que no se sabe por qué se siente esa sensación tan horrible. Los síntomas como sudoración, aumento del ritmo cardíaco, respiración agitada, sensación de ahogo, de pérdida de la vida, mareos y hasta dolores en el pecho, son los que caracterizan a los ataques de pánico.

Los niños que padecen estos ataques de pánico, suelen pensar que algo horrible les puede llegar a suceder. Llegan a pensar también que pierden el control y que se están volviendo locos. Estos ataques de pánico duran cortos períodos de tiempo pero son tan intensos que el niño sufre una angustia terrible.

Diferentes tipos de fobias

Las fobias tienen varios tipos o formas:

  1. Fobia social
  2. La fobia social es de las más frecuentes. En este tipo de fobia la persona se siente incómoda frente a otras personas. Por ejemplo, esto se puede ver en conductas del niño en la escuela al sentir temor de hablar con el maestro, participar en clase, o temer a caminar frente al resto de los niños. Más allá que el temor a hablar frente a otros puede ser normal en los niños e incluso en adultos, cuando se trata de fobia, ésta marca la vida del niño y éste no puede desempeñarse normalmente en su vida cotidiana.

    Hay que diferenciar timidez de fobia, ya que no son lo mismo. Un niño que padece de fobia social puede tener ganas de tener amigos y jugar pero no puede controlar el miedo a estar junto a otras personas.

  3. Agorafobia
  4. Otro tipo de fobia es la agorafobia. Es la persona que tiene miedo de sufrir un ataque de pánico en un lugar público y en determinadas situaciones. Por ejemplo, en tiendas con mucha gente, multitudes o en carreteras. Se siente tanto miedo que la persona tratará de evitar exponerse a esas situaciones.

  5. Claustrofobia
  6. La claustrofobia es otro tipo de fobia pero el miedo aquí es a los lugares cerrados como por ejemplo, un ascensor, un avión o un túnel.

  7. Aracnofobia y la ablutofobia
  8. La aracnofobia es el miedo a las arañas mientras y la ablutofobia a limpiarse o ducharse. Es decir, hay tantas fobias como situaciones u objetos existentes.

No se sabe a qué se deben las fobias, ya que se conjugan varios aspectos como los biológicos, los afectivos y los sociales. Cada caso es particular y habrá un tratamiento adecuado para cada caso. Se señalan hechos traumáticos como puntos de inflexión desencadenantes de fobias, como muertes de seres queridos, divorcio de padres, mudanzas, etc. Pero estos aspectos por sí solos no producen una fobia, sino que son un conjunto de aspectos que no se pueden universalizar.

Tratamiento fobia

El tratamiento psicoterapéutico es el que más se recomienda para tratar una fobia. El mismo puede durar meses o años según cada caso. Tanto la teoría psicoanalítica y otras como la cognitivo comportamental, han tenido éxito como formas de abordaje o marcos teórico – prácticos desde los cuales abordar esta problemática.

Los tratamientos pueden incluir tanto a quien padece la fobia, asi como a la familia en el proceso terapéutico.

Puntaje: 
Su voto: Ninguno Average: 3 (2 votes)