Candidiasis genital

Es una infección micótica causada por la levadura Candida Albicans, la cual vive en pequeñas cantidades en el organismo (en el tracto gastrointestinal, la boca y la vagina) sin causar síntomas. Pero cuando se produce un desequilibrio, como ser modificaciones en la normal acidez vaginal o cambios hormonales, puede multiplicarse y allí es cuando se presentan los síntomas de la candidiasis.

El 75% de las mujeres han tenido en algún momento de su vida una infección genital por candidiasis. Esta infección es más común en las mujeres, pero también puede presentarse en hombres. Ocurre con más frecuencia en personas con sistemas inmunológicos debilitados.

Factores de riesgo para la candidiasis

  • Diabetes
  • Embarazo
  • Obesidad
  • Consumo de fármacos con corticosteroides
  • Consumo de antibióticos de amplio espectro que pueden modificar el normal balance de los organismos de la vagina
  • Tener VIH

Síntomas

  • Mujeres: Ardor o picazón que puede presentarse con o sin secreción espesa similar a la leche cortada y enrojecimiento de la piel de la vulva
  • Hombres: Prurito y sarpullido en el pene
  • Dolor al orinar
  • Dolor durante las relaciones sexuales

Diagnóstico

El diagnóstico de la se realiza generalmente con un examen pélvico y/o un examen de laboratorio, un exudado genital.

Tratamiento

El tratamiento consiste en la administración de antimicóticos vía oral o vaginal (Clotrimazol, Butoconazol, Miconazol, Butoconazol).

Si bien este es efectivo en el 80/90% de los casos, cada vez más se están viendo infecciones que no responden al tratamiento, sobre todo en mujeres con VIH y que han recibido terapia con antimicóticos frecuente y prolongada, lo cual reduce la eficacia.

También puede ser indicado un fármaco llamado fluconazol, que es un comprimido que se toma por única vez.

Cuando los síntomas de la candidiasis genital son graves o la infección se hace repetitiva, puede ser necesario:

  • Tratamiento farmacológico por 14 días
  • Ovulo vaginal con clotrimazol o comprimido de fluconazol semanalmente para prevenir futuras infecciones

Para prevenir el flujo vaginal se recomienda:

  • Mantener limpia y seca la zona genital
  • Evitar el uso de jabón en la zona genital y usar sólo agua para lavarse
  • No tomar duchas vaginales, ya que con ellas se eliminan las bacterias de la vagina que la protegen de infecciones
  • Utilizar preservativo para evitar el contagio de infecciones de transmisión sexual
  • Evitar el uso de pantalones muy apretados y preferentemente usar ropa interior de algodón
  • Evitar el uso de aerosoles u otros productos cosméticos o de higiene íntima en el área genital
  • Tomar yogurt con cultivos vivos durante cualquier tratamiento con antibióticos para prevenir la candidiasis vaginal
  • En caso de personas diabéticas, mantener controlados los niveles de glucosa en sangre
Puntaje: 
Su voto: Ninguno Average: 1 (2 votes)