Embarazo y yoga

Qué duda cabe que el yoga, práctica milenaria oriental ayuda a mejorar estrechar nuestra relación cuerpo y mente. Los gurús conocedores del yoga coinciden que la práctica de algunas posturas ayudan a aliviar algunos males relacionados con el embarazo, además de ser beneficiosos para la madre y para el bebé en camino. Pero hasta ahora no se sabía a ciencia cierta si esto era verdadero, un reciente estudio al respecto avala los beneficios del yoga en el embarazo.

Un estudio realizado por un grupo de científicos del Centro Médico del Hospital Infantil de Cincinnati, en conjunto con los especialistas de Vivekananda Yoga Research Foundation de Bangalore de la India, siguieron a 355 mujeres embarazadas entre 18 y 35 años, que tomaron por lo menos una hora de clases de yoga entre segundo y tercer trimestre de gestación. El resultado fue bastante alentador, dio como resultado que la mitad de la ss mujeres que hacían yoga tenían las tasas más bajas de emergencia por cesárea, además de tener una presión arterial más baja y un mejor promedio de tasas de crecimiento fetal. Siendo bastante claro en los beneficios del yoga durante el embarazo.

"La mejora que vimos en los que lo hicieron el estiramiento, la respiración y ejercicios de meditación podría ser debido a un aumento en el flujo sanguíneo a la placenta, una disminución de las hormonas del estrés transferido al feto, una disminución en la pronta liberación de hormonas que podrían desencadenar el trabajo, o las tres cosas " Vivek Narendran, coautor de este estudio.

El estudio recomiendo a las mujeres embarazadas que sigan clases de yoga con un especialista en cuidado prenatal y aconseja:

  • Buscar estilos de yoga que se puedan hacer durante el embarazo, como las posturas Hatha, Iyengar, Ananda, y Kundalini.
  • Las sesiones de yoga deben ser suaves, siempre incluyendo ejercicios de respiración y ejercicios de relajación.
  • Evite riesgos, es por eso se recomienda no realizar los estilos de yoga Ashtanga y Bikram, ya que implican presión sobre el abdomen, saltar y torcer la espalda.
  • Siempre acuda a sesiones de yoga con experto.

Importante: Artículo basado en “Say Ohm For A Better Pregnancy” de Prevention

Puntaje: 
Sin votos aún