Mentiras
Foto cortesía de ivillage.com

Mentir forma parte de una acción social a la que toda persona recurre alguna vez según la circunstancia así lo requiera. Pero hay personas que tienen una tendencia a la mentira hasta llegar al punto de ser mentirosos patológicos.

El lenguaje gestual y corporal es fundamental a la hora de detectar si una persona miento o dice la verdad.

El Dr. Charles F. Bond, psicólogo de la Texas Christian University explica al respecto:

Para saber si alguien no es sincero debemos poner atención y detectar actitudes que se alejen de su comportamiento común

1

Prestar atención a los ojos

Según el Dr. Marc Salem, de la Universidad de Pennsylvania, contrariamente a lo que se cree, los mentirosos lejos de evitar mirar a los ojos, buscan el contacto visual, mucho más que quienes son sinceros. Al respecto explica:

Culturalmente asociamos la honestidad con mirar a los ojos, así que los mentirosos lo harían para ganarse nuestra confianza. Más allá de si mira o no a los ojos, hay que notar el exceso: ¿aparta o sostiene la mirada con más frecuencia que de costumbre? Ahí está la clave

2

Observar la asimetría del rostro

Los mentirosos suelen realizar gestos que le dan una determinada asimetría a su rostro, ya sea mirar inclinando ligeramente la cabeza o girándola. Mientras que quienes dicen la verdad en general tienen gestos simétricos.

3

Poca información

El profesor de psicología en la Universidad de California en Los Ángeles Edward Geiselman, dice que contrariamente a lo que se cree, que una persona que miente buscará dar poca información al explicar algo para ser consistente en su discurso y no equivocarse en nada.

4

Repetir las preguntas que se les formulan

Es frecuente que los mentirosos repitan las preguntas que se les han formulado, de forma de ganar tiempo antes de responder. Otra opción en vez de repetir la pregunta, es hacer una larga pausa antes de dar la respuesta.

5

Cambios en el tono de voz y la velocidad del discurso

Gregg McCrary, forense retirado del Buró Federal de Investigación (FBI) explica en este sentido:

Alguien que miente cambiará la entonación, hablará bajo y con tonos más graves que lo común, y también empezará hablando más lento para luego incrementar la velocidad del discurso

6

Siempre buscan dar una explicación

Los mentirosos suelen dar explicaciones de cosas aún cuando nadie se las pida. La razón es que con ello se sienten más seguros. Pero si se presta atención pueden encontrarse las inconsistencias en su discurso.

7

Gestos que buscan distraer

La mentira genera siempre en la persona que la dice cierta ansiedad y para contrarrestarla, el mentirosos suele realizar actividades que desvíen la atención de su interlocutor como jugar con algo entre las manos, acomodarse el cabello, etc., actos que se repiten mientras habla.

8

Las manos cerca del cuerpo

Los mentirosos al hablar suelen mantener sus manos y brazos cerca de su cuerpo, contrario a lo que sucede en general con quienes dicen la verdad que las alejan de sí mismos.

9

Usan formas impersonales al hablar

La Dra. Catalina Toma, de la Universidad de Wisconsin dice:

Al mentir, la gente suele evitar los pronombres de primera persona: 'yo', 'a mí', 'mío', y hacen referencia sobre todo a terceras personas o usan formas impersonales; esto les sirve para marcar una distancia entre sí mismos y lo que cuentan

10

Persistencia por demostrar qué dicen la verdad

Joseph Buckley, presidente de John E. Reid and Associates, desarrolladores de la técnica Reid de interrogación explica que los mentirosos suelen hacer varios intentos para esconder sus mentiras:

La clave para detectar una mentira consiste en observar los intentos por esconderla: los mentirosos suelen usar en exceso frases para probar su honestidad: 'para ser honesto', 'la verdad es que...', 'las cosas fueron así', etc

11

Apelan al lado emocional de su interlocutor con frases como: ¿No confías en mí?

De esta manera lo confunden, lo distraen y lo llevan para donde ellos quieren: A que crea en lo que dicen.

Una buena forma de desenmascarar a un mentiroso, es pedirle que cuente la historia de atrás para adelante, con lo cual le resultará más trabajoso crear su mentira y dejará al descubierto las inconsistencias de la misma.

Puntaje: 
Su voto: Ninguno Average: 4 (1 vote)