¿Por qué te sangran las encías?
Dientes sanos

Es muy probable que alguna vez al momento de cepillarte los dientes notaste un leve sangrado de tus encías, lo que sin duda es al menos un poco desagradable y en algunos casos preocupante. Pero... ¿Por qué te sangran las encías?. Acompáñanos a conocer las razones más comunes del por qué sangran las encías.

La gingivitis, la razón más común

La razón más común del sangrado de las encías es la acumulación de placa, lo que casi siempre se debe a la inflamación de encías, las que en la mayoría de casos es causada por una enfermedad bucal llamada gingivitis. Enfermedad que tiene como síntoma más común el sangrado de encías, pero esto puede derivar en problemas mayores que implica caída de dientes y hasta infecciones más graves.

La gingivitis sensibiliza las encías, lo que ya es un gran problema a la hora de comer; después las inflama y se tornan de un color rojizo, y terminan sangrando en distintos niveles (según el grado de gingivitis que se tenga). En casos más graves de gingivitis, los dientes se pueden hasta mover o retirar hacia atrás o se forman una especie de bolsas entre los dientes, formadas por la placa bacteriana. Pero esta enfermedad además del sangrado de encías, puede derivar en problemas mayores como afecciones gástricas y hasta problemas cardiacos.

La gingivitis en su mayoría de casos es causada por un mal hábito de higiene bucal, que implica la falta o mala cepillada dental, la ausencia del uso de hilo dental, y la falta de revisión profesional periódica. En caso de sufrir esta enfermedad, se recomienda asistir al odontólogo para determinar el grado de gingivitis para llevar el tratamiento adecuado, ya que en todos no en todos los casos el tratamiento es el mismo.

Una debido aseos bucal diario, además de acudir al dentista cada seis meses para un control y limpieza. Si estás en Lima, Perú, te recomendamos Neodentis.

Mal cepillado de dientes

Otra de las causas comunes del sangrado de encías es el más cepillado de dientes. No debemos olvidar que las encías es una parte sensible de nuestra boca, y con una fuerte cepillada o un mal uso del hilo dental podemos desencadenar un sangrado. En estos casos el sangrado no es constante y suele ser por áreas (las que se trataron mal), lo que hace evidente una mala práctica de higiene bucal.

Si este fuera el caso, se recomienda cambiar la forma de cepillado, quizás revisar si estamos usando el cepillo de dientes correcto. También podemos acudir donde un especialista para que nos dé un mejor diagnóstico y descartemos la gingivitis.

Puntaje: 
Sin votos aún