Reorganizar la heladera

En muchos países de América Latina la temporada de verano se vive con gran intensidad y para perder unos kilitos y poder ir a la playa con poca ropa sin vergüenza, todos los trucos valen. Según algunos estudios, el reorganizar el refrigerador de modo que cada vez que se vaya a buscar algo haya que repensar dónde está, ayuda a perder peso.

1

Alimentos saludables en el primer estante

Este estante es en el cual primero se posa la mirada al abrir la heladera. Por ello, puede servir colocar allí bebidas saludables, jugos de fruta, agua, yogures y leches descremadas, quesos bajos en grasas. Según el autor de La Dieta de la Diosa, Larrian Gillespie:

La elección de bebidas bajas calorías es una manera simple para acortar calorías de su dieta

2

Productos frescos en el segundo estante

Las frutas y verduras son fundamentales cuando se busca perder peso y alimentarse saludablemente. Para facilitar la tarea, es importante guardar este tipo de alimentos en la heladera ya lavados y cortados. Cosa que al abrirla sea sencillo tomarlos y comerlos. Ya que el hecho de tener que lavar y cortar cuando ataca el apetito, puede llevar a la solución más sencilla de comer una galleta o alguna otra cosa de mayor contenido calórico. Entre las verduras que ya se pueden tener prontas para comer están las zanahorias peladas y cortadas en bastoncitos o el apio. También pueden tenerse preparadas ensaladas frescas a las que solo falte aderezar o frutas peladas y cortadas a las que se pueda incorporar yogurt para un buen y fresco refrigerio.

3

Proteínas en el tercer estante

Carnes magras, huevos, frutos secos.

4

En la puerta los aderezos

Salsas, mostaza, mayonesa baja en calorías, etc.

5

Lejos del alcance de la vista lo más tentador

Si debes tener en casa cosas dulces o de alto contenido calórico porque hay niños u otras personas, lo mejor es esconder esas cosas fuera del alcance de la vista. Si están en el primer estante de la heladera o en el primer cajón de la cocina, de seguro la tentación se apoderará y será más fuerte. Hay una conexión muy fuerte entre los ojos y el cerebro, por lo cual en general el cerebro quiere lo primero que ve.

6

En el freezer alimentos saludables

En el freezer siempre es conveniente tener alternativas saludables para salir de algún apuro. Por ejemplo: Filetes de pescado, pollo sin piel, vegetales, ensaladas prontas para cocinar, etc.

7

Guardar en lugares de fácil acceso platos pequeños

Para servir y preparar, guardar en los placares de más fácil acceso los platos y ensaladeras pequeñas y en lugares que es difícil llegar, que hay que subirse a algo para alcanzar, por ejemplo, los platos y recipientes de mayor capacidad. De esta manera al preparar y servir menos cantidad, se come menor.

Puntaje: 
Sin votos aún