Sindrome de colon irritable

Es un trastorno gastrointestinal crónico o recurrente (se extiende por un período de más de tres meses) bastante frecuente, que produce intenso dolor abdominal, gases, distensión de la zona abdominal, estreñimiento, diarrea e incluso la conjunción de ambos síntomas alternadamente. Los pacientes que sufren de colon irritable, algunas veces sienten muchas ganas de movilizar el intestino junto con fuertes retorcijones y sin embargo, no lo consiguen.

Las causas precisas de esta afección se desconocen y en general se atribuyen a factores emocionales que influyen directamente en su aparición como ser: el estrés, la ansiedad y la depresión. También puede presentarse por una infección intestinal o por problemas musculares del intestino.

Síntomas de síndrome de colon irritable

  • Molestias abdominales
  • Hinchazón y gases
  • Estreñimiento
  • Mucosidad en la materia fecal
  • Diarrea junto con fuertes dolores
  • Sensación de querer movilizar el intestino
  • Dolores abdominales fuertes y cólicos
  • Falta de apetito

Incidencia de síndrome de colon irritable

La incidencia del síndrome de colon irritable es mayor entre las mujeres (en una proporción de 2 a 1), se manifiesta en 5 de cada 1000 personas y se reduce con la edad. La mayoría de los casos se producen entre los 20 y los 30 años.

Tratamiento de síndrome de colon irritable

Si bien esta afección no reviste gravedad, las personas que padecen síndrome de colon irritable, es muy probable que vean su vida social seriamente afectada. Esto se debe, a causa del temor que les produce concurrir a sitios alejados y no poder controlar su tránsito intestinal. Pero en la gran mayoría de los casos, con mejorar algunas costumbres y con medicación adecuadamente indicada por el médico (antidiarreicos, laxantes antidepresivos, etc., según el caso), se pueden manejar los síntomas de modo que no interfieran con la vida diaria.

Realizar una dieta saludable en la que se aumente la ingesta de fibra (que ayuda a regularizar el transito intestinal); se eviten las bebidas que estimulan los intestinos (la cafeína, por ejemplo); los alimentos a los que los pacientes con síndrome de colon irritables son hipersensibles y con los que pueden acentuar la sintomatología (gluten de trigo, cebada, centeno, levadura, leche, grasas, alcohol); así como los que les provocan gases, es una de las maneras de tratamiento. También recurrir a asistencia emocional para lograr escaparle el estrés y las tensiones puede ser una buena alternativa.

Puntaje: 
Su voto: Ninguno Average: 4.8 (4 votes)