Bajar de peso puede ayudar a quienes padecen apnea del sueño

Un reciente estudio llevado a cabo por investigadores del Instituto Karolinska de Suecia, muestra que la pérdida de peso es un tratamiento eficaz a largo plazo para los pacientes con apnea del sueño que tienen sobrepeso u obesidad.

La obesidad es un destacado factor de riesgo para la apnea del sueño, definida como un grave trastorno del sueño que causa que las personas dejen de respirar por períodos cortos en varias ocasiones durante la noche.

En el 2009, los investigadores suecos demostraron que los hombres con sobrepeso y obesos que perdieron peso con una dieta severamente restringida en calorías, tuvieron grandes mejoras en los síntomas de la apnea del sueño.

Recientemente, los investigadores publicaron una actualización que informa que las mejoras se mantuvieron en gran medida durante el año siguiente al del experimento, aunque algunos pacientes recuperaron gran parte del peso que habían perdido.

Los pacientes más graves vieron las mayores mejoras en los síntomas y los que perdieron más peso mejoraron más.

La fase de mantenimiento del estudio incluyó sesiones mensuales de terapia de grupo y reuniones periódicas con una enfermera y un dietista.

A pesar de que los hombres ganaron peso de nuevo, todavía tenían una mejora del 47% en los síntomas de la apnea del sueño.

Otros estudios

En un estudio realizado con más de 250 pacientes y publicado en 2009, Gary Foster, y sus colegas demostraron que la pérdida de peso con restricción calórica moderada también mejora los síntomas de la apnea del sueño en pacientes obesos con diabetes tipo 2.

Al igual que sucede con otras enfermedades relacionadas con la obesidad, Foster dice que la pérdida de peso moderada parece mejorar los síntomas de la apnea del sueño en muchos pacientes.

Lisa A. Liberatore, doctora del Hospital Lenox Hill en Nueva York, declaró al respecto: "No se necesita una gran cantidad de ganancia de peso para empujar a un paciente de ronquido crónico a la apnea del sueño, pero tampoco hace falta una gran cantidad de pérdida de peso para mejorar los síntomas. Creo que es importante dar a los pacientes un programa de pérdida de peso equilibrado. Simplemente decirles que vayan a casa y pierdan peso no funciona".

Fuente: Web MD

Puntaje: 
Sin votos aún