Primary tabs

Alimentarse equilibradamente, descansar bien, ejercitarse…

El cambio

Cada nuevo año muchas personas se deciden emprender nuevas cosas, modificar hábitos nocivos para la salud y adoptar nuevos más saludables. Para ello, algunos consejos para modificar el estilo de vida en pos de uno mejor:

1

Alimentarse bien

Según Erika Rosas Greenawalt, entrenadora de estilo de vida, comer de manera saludable no significa tan sólo modificar la alimentación o complementarla con actividad física. Sino más bien, adoptar un nuevo estilo de vida en el diario vivir.

Mantener una alimentación saludable es más fácil de lo que parece en principio. Implica incorporar a la dieta carnes magras, pescados frutas y verduras, legumbres, guisantes, lácteos bajos en grasas, agua y reducir la ingesta de alcohol, grasas, sal y azúcar.

Obsesionarse con la cantidad de calorías consumidas tampoco es saludable, ya que una dieta equilibrada debe incluir carbohidratos y grasas saludables. Lo ideal es buscar el equilibrio, optar por porciones más pequeñas y comer más veces en el día.

El aceite de oliva es una grasa buena ideal para aderezar vegetales, así como la grasa de los frutos secos, o el aguacate.

2

Evitar la multitarea

Evitar realizar varias cosas a la vez como ser comer mientras se mira televisión, se revisa el correo electrónico, etc., no sólo hace que se coma más al estar distraído y no llevar un control sobre la ingesta. Además se ha comprobado que la multitarea causa mayor estrés.

3

Realizar alguna actividad física que guste

A muchas personas ir al gimnasio las aburre y por ello cada vez que se inscriben no llegan a completar el mes que ya han abandonado. En su lugar, es mejor escoger alguna actividad gratificante como ser danza, bicicleta, correr, caminar, aerobox, etc. De modo que al realizar una actividad que cause agrado, se realice con gusto y no se abandone. Ir gradualmente, es decir no comenzar de entrada con un entrenamiento intenso y diario o con mucha frecuencia, mejor será unas tres veces a la semana e ir progresivamente aumentando la frecuencia e intensidad.

4

Descansar bien

Dormir bien y la suficiente cantidad de horas es fundamental para mantenerse saludable y rendir en todo aquello que se desee emprender. Además se reduce el estrés, se mejora el estado anímico y se mejora el sistema inmunológico.

5

Organizarte

Para poder incluir hábitos saludables en la vida cotidiana la organización es indispensable. Organizarte para poder darte el tiempo para hacer actividad física, descansar y cocinar en casa comida saludable.

6

Ser constante y consistente

Estas dos cosas ayudarán a lograr los objetivos. Según Rosas Greenawat implica salir de la zona de comodidad, de confort, para tomar nuevos riesgos, desafíos.

7

Darle importancia a la respiración

Según la Guía de Salud Familiar de la Universidad de Harvard, las respiraciones cortas y rápidas limitan el oxígeno corporal y aumentan los niveles de ansiedad e hipertensión.

8

Elegir cada año un nuevo tema para ser una persona más saludable y una mejor persona

Una buena manera de tratar de ser una mejor persona cada vez y más saludable, es cada año que comienza elegir un tema y focalizarse en él. Como por ejemplo: Ser más amable con los demás, ser más auténtico, solidario, etc.

Lo más importante en esto de incorporar hábitos saludables, es tratar de lograr los objetivos por uno mismo no para presumirlo con los demás. Sólo así uno seguirá en el camino y se sentirá realmente bien al lograr los objetivos planteados.

Puntaje: 
Sin votos aún

Comments

quiero cambiar mi estilo de vida.

Agregar comentario