Costocondritis

Se trata de una inflamación de la articulación costoesternal (cartílago que conecta una costilla al esternón).

El dolor torácico que causa la costocondritis puede asemejarse al de un ataque cardíaco o alguna otra afección cardíaca.

Causas

La mayoría de los casos de costocondritis no tienen causa aparente y el tratamiento se enfoca en el alivio del dolor, en tanto se aguarda a que la costocondritis revierta espontáneamente.

Pero hay casos en los que las causas pueden abarcar:

  • Artritis: Hay casos en los que la costocondritis se asocia con artritis reumatoidea, osteoartritis, espondilitis anquilosante
  • Lesión: Un traumatismo en el pecho podría causar ostocondritis
  • Infección mixta: La articulación costoesternal puede infectarse con bacterias, virus u hongos, como ser en las siguientes afecciones: Sífilis, tuberculosis, aspergilosis
  • Infección de las vías áreas altas
  • Tensión física: El ejercicio vigoroso o el levantamiento de pesos (mochilas pesadas en los niños, por ejemplo) se asocian con costocondritis
  • Tumores: Los tumores benignos o malignos (cancerosos) pueden causar costocondritis. La células cancerosas pueden propagarse desde otras partes del cuerpo como la tiroides, la mama o el pulmón a la articulación costoesternal

Factores de riesgo:

  • Sexo femenino
  • Ser mayor de 40 años

Síntomas

  • Dolor en el lado izquierdo en el esternón
  • El dolor es peor al toser o respirar profundamente

Diagnóstico

El diagnóstico se realiza en base a un examen físico en el cual presionará sobre el área donde se unen las costillas con el esternón. Si en esta zona hay dolor y sensibilidad, es muy posible que la causa del dolor torácico sea la costocondritis.

Como el dolor de la costocondritis es muy similar al de algunas afecciones cardíacas, puede ser que el médico indique un electrocardiograma o radiografía de tórax para descartar su ocurrencia.

Tratamiento

La costocondritis suele desaparecer espontáneamente, pero hay casos en los que puede prolongarse mucho y el tratamiento se centrará fundamentalmente en el alivio del dolor.

Medicación

Puede incluir:

  • Medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE)
  • Antidepresivos: Se usan para mantener controlado el dolor crónico, sobre todo cuando causa insomnio
  • Narcóticos: Codeína o oxicodona cuando el dolor es muy fuerte
  • Anticonvulsivos: Son eficaces para el control del dolor crónico

Fisioterapia

  • Ejercicios de estiramiento
  • Estimulación del nervio

Otros tratamientos

Cuando los tratamientos mencionados no funcionan, el médico puede indicar inyectables para adormecer y corticosteroide aplicados de manera directa en la articulación dolorosa.

Pronóstico

El dolor causado por la costocondritis suele desaparecer con el paso de unos días o semanas.

Prevención

Si bien la causa exacta de la costocondritis es desconocida, puede estar asociada con algunos factores como ya se mencionó antes: Levantar pesos, infecciones de las vías aéreas superiores, ejercicio vigoroso, etc. Por lo cual algunas medidas preventivas en este sentido pueden ayudar:

  • Evitar las actividades que puedan favorecer la como el levantar objetos pesados, hacer ejercicio muy vigoroso, cargar mochilas de manera inapropiada, etc
  • Prevenir las infecciones respiratorias
  • Prevenir las infecciones mixtas como tuberculosis, sífilis, etc.
Puntaje: 
Sin votos aún