¿Debemos dejar que nuestro perro nos bese la cara?
¿Besos peligrosos?

Todos los que amamos a nuestras mascotas probablemente le damos una que otra concesión que no precisamente es la más inteligente; y entre ellas está la que nos dejen besar en la cara. El profesor emérito de virología y bacteriología de la Universidad Queen Mary de Londres, John Oxford, a través de un interesante artículo publicado en el blog "The Hippocratic Post", nos revela algunos detalles de esta común práctica que tienen algunas personas con sus perros y gatos.

Inevitablemente transmiten infecciones

Los perros y gatos inevitablemente transmite infecciones, por muy limpios o adorables que se vean. El profesor John Oxford nos dice: "Los perros pasan la mitad de su vida colocando la nariz en esquinas asquerosas u oliendo las heces de otros perros así que sus hocicos están llenos de bacteria, virus y gérmenes de todo tipo". Esto nos da una idea de la respuesta del sí debemos dejar que nuestro perro nos bese la cara.

Gran parte de las enfermedades infecciosas que afectan a los perros y gatos no afectan a los humanos (y viceversa); sin embargo están las enfermedades conocidas como “zoonóticas”, las que sí pueden transmitirse entre animales y humanos (y viceversa), como la campylobacter, clostridium, E. coli y la salmonela; las más comunes de esta clase de enfermedades que compartimos con nuestros amigos de 4 patas.

Además de las enfermedades fúngicas (hongos), como la común dermatofitosis (tiña); y si a esto le sumamos la facultad que tiene estas mascotas para propagar parásitos como el ascaris,y campylobacter; y la reciente asociada a perros y gatos, la bacteria Pasteurella multocida. La mayoría de estas contagiadas a través de la saliva, queda claro que sí hace daño o hay mucho riesgo al menos que nuestra mascota nos bese en la cara.

Puntaje: 
Su voto: Ninguno Average: 5 (2 votes)