Foto de Paolo Caffelli

Remedios caseros para el cuidado de la piel quemada por el sol

Remedios caseros para el cuidado de la piel quemada por el sol

Permanecer una hora al sol suele ser saludable para el cuerpo y el espíritu, pero un exceso puede resultar muy perjudicial para nuestra piel. El uso de bloqueadores adecuados y ropas protectoras es fundamental para tener una piel saludable. Veamos algunos remedios que calmarán el ardor de la piel quemada por el sol.

1

Rocío facial refrescante

Se trata de una muy buena combinación de manzanilla, sábila, lavanda y agua de rosas, para crear una loción refrescante para la piel quemada por el sol. Para realizar esta loción necesitará:

  • 1 cucharadita de manzanilla concentrada
  • 20 gotas de aceite esencial de lavanda
  • 60 ml de agua de rosas
  • 180 ml de jugo de sábila

Primero mezcle el aceite esencial de lavanda y la manzanilla concentrada en un atomizador, agite bien e incorpore el agua de rosas y el jugo de sábila, vuelva a agitar, luego guarde la mezcla en la refrigeradora y cada vez que lo necesite por quemaduras causadas por el sol, aplique en la piel cuantas veces desee.

2

Mascarilla de yogurt

El yogurt mezclado con el aceite de lavanda calma la irritación producida por la exposición de la piel al sol o al viento. Para la preparación de esta mascarilla necesitará:

  • 1 cucharadita de yogurt entero
  • 1 gota de aceite de lavanda

Mezcle el yogurt de leche entera y el aceite de lavanda, remueva y aplique en forma de mascarilla sobre la piel irritada, pasados los 15 minutos retire con agua tibia.

3

Mascarilla de miel

La miel humecta la piel, la sábila es un buen refrescante, y el aceite de lavanda cura las quemaduras, todo esto da por resultado una interesante mascarilla para el rostro. Para realizar esta mascarilla necesitará:

  • 2 cucharaditas de miel virgen
  • 2 cucharaditas de gel de sábila
  • 2 gotas de aceite esencial de lavanda

Mezcle los tres ingredientes muy bien, huméctese la piel con agua bien fría, y luego aplíquese la mascarilla, déjela por 20 minutos y luego retire cuidadosamente con agua tibia.

4

Baño curativo

El té verde posee poderosos antioxidantes que neutralizan el daño en las células. Por otro lado la manzanilla y la caléndula aportan compuestos curativos. Para realizar este baño necesitará:

  • 2.5 litros de agua
  • 10 gramos de té verde seco
  • 10 gramos de manzanilla seca
  • 10 gramos de caléndula seca

Hierva el agua en una olla junto con la manzanilla, caléndula y el té verde. Una vez que el líquido rompa hervor, retire del fuego y deje enfriar, luego cuele y haga un baño tibio con la preparación, sumérjase por lo menos 20 minutos. Repita este baño por varios días hasta que las quemaduras sanen.
También se recomienda tomar té verde para que sus poderosos antioxidantes ayuden a curar la piel quemada.

Fuente: 1001 Remedios Naturales. Autor: Vukovic, Laurel. Editorial: Dorling Kindersley

Su voto: Ninguno Promedio: 1.5 (2 votos)
¡Se el primero en dejar un comentario!
  Publicar comentario
Se mantendrá en privado.
Image CAPTCHA
Ingresa los símbolos y/o letras mostradas en la imagen.