Primary tabs

Contienen combinaciones de drogas que pueden ser riesgosas para la salud, su mal uso puede causar sobredosis…

Suplementos nutricionales

Se estima que, aproximadamente, 1 de cada 3 estadounidenses consume algún tipo de suplemento nutricional. En general se suele asumir como regla que todos los suplementos nutricionales son naturales y beneficiosos para la salud. Sin embargo, según José Luis Mosquera, de Consumer Reports, esto no siempre es así.

La Food and Drug Administration (FDA) recibió entre 2007 y 2012 unos 6,300 reportes sobre los efectos prejudiciales de los suplementos, entre los que se incluyen unas 115 muertes y más de 4.000 complicaciones médicas.

Según la Academia de Nutrición y Dietética, es mejor seguir una dieta balanceada, ya que con ella se le provee al organismo de las vitaminas y minerales que requiere.

Entre las personas que necesitarían suplementos nutricionales están las embarazadas y aquellas que buscan el embarazo, las personas mayores que no se alimentan de manera correcta, las que consumen menos de 1.600 calorías al día y las que presentan alguna condición médica que limita la ingesta de nutrientes.

1

Algunos suplementos contienen peligrosas drogas

El Dr. Daniel Fabricant, Director de la División de Programas de Suplementos Dietéticos, de la FDA, explico que los suplementos que contienen drogas prescriptas combinadas son realmente peligrosos. Algunos que han sido retirados del mercado contenían: Esteroides sintéticos, viagra, Meridia, etc.

2

Los suplementos nutricionales no son medicamentos

Los suplementos nutricionales y multivitaminicos a diferencia de los medicamentos, no deben ser aprobados. Por ello, según la Oficina de Suplementos Dietéticos (de EE.UU.). no deben usarse para tratar, prevenir o curar enfermedades.

3

Sobredosis de vitaminas y minerales

La sobredosis de vitaminas y minerales suele presentarse cuando se consumen más nutrientes que los requeridos. Este tipo de suplementos sólo debería usarse por prescripción médica, cuando hay algún déficit de determinado nutriente. Elevadas dosis de vitaminas A, D, E y K. pueden causar problemas de salud. La vitamina K puede disminuir la eficacia de un anticoagulante; los antioxidantes (vitamina C y E) pueden reducir la eficacia de determinados tratamientos de quimioterapia; mucha vitamina A puede causar daño hepático.

4

Las etiquetas de los suplementos nutricionales no incluyen todos sus ingredientes

Con excepción de los suplementos que contienen hierro, la FDA no exige que contengan en las etiquetas la infamación sobre todos sus ingredientes.

5

Lo que prometen no siempre está probado

Uno de los argumentos más utilizados para la venta de suplementos nutricionales con Omega 3, es que afirman disminuir el riesgo de cáncer y ataque cardíaco. Lo mismo que los de calcio que son recomendados para cuidar los huesos. Sin embargo, según una investigación publicada en el New England Journal de Medicina, nada de esto está probado aún.

Agregar comentario