Indigestion en Navidad
En épocas de exceso de comida es necesario cuidarse para evitar problemas digestivos.

La época navideña se caracteriza por las reuniones con amigos, familias, etc., todas ellas girando alrededor de la comida y la bebida. Los excesos son moneda corriente por estos días, se come hasta no poder más, hasta no poder moverse, hasta literalmente sentir que se va a reventar. Por ello, es importante tratar de ser conciente de esto para poder controlarse, balancear una comida pesada con una ligera y de esta manera pasar bien la Navidad, sin tener que estar sufriendo del estómago, indigestión, etc.

1

Compensar una comida pesada con una ligera

Compensar una comida pesada (carnes, dulces, harinas, etc.) con una liviana en base a frutas y verduras. Al otro día de una comilona grande, es preciso comer liviano para dejar que el organismo se desintoxique un poco, darle algo de descanso.

2

Comer de todo en pequeñas cantidades

Comer toda la variedad que uno desee pero en pequeñas porciones, fundamentalmente a la noche antes de ir a la cama.

3

Masticar lentamente

Masticar bien y despacio cada bocado antes de tragarlo, sin apresuramientos, disfrutando de la comida y la reunión.

4

No acostarse inmediatamente después de cenar

Esperar algunas horas antes de ir a la cama después de cenar, de modo que el organismo haga bien la digestión. Al acostarse, elevar un poco la altura de la cabeza con alguna almohada, por ejemplo, aproximadamente, unos 15 centímetros.

5

Evitar las comidas con alto contenido graso

Este tipo de comidas (carnes muy gordas, fritos, manteca, mayonesa, aceites, etc.), requieren de una digestión más lenta y suelen caer muy pesadas, por ello, es importante evitarlas en la noche o comer en pequeñas cantidades sin excederse.

6

Cocinar bien los cereales y las pastas

Cocinarlos bien hirviéndolos en abundante agua para que el trabajo de digestión sea menor.

7

Evitar los alimentos irritantes

Sobre todo en aquellos casos en que se sufre de acidez estomacal, es preciso evitar los alimentos como el chocolate, los cítricos, el tomate, los picantes, etc., que propician la acidez, por su gran poder irritante.

8

Evitar los almidones crudos y los quesos calientes

Los cereales, las harinas, legumbres y algunos vegetales contienen almidón, de modo que al comerlos crudos se exige un mayor trabajo de digestibilidad. Los quesos calientes, derretidos, también pueden caer pesados, por ello la recomendación es usar quesos no muy grasos, incluso para derretir pero sin agregar aceite, ni dejar que se tuesten.

9

Sustituir los aderezos picantes por las hierbas aromáticas

En vez de utilizar pimienta o aderezos muy picantes para condimentar las comidas, utilizar hierbas aromáticas como el romero, el tomillo, laurel, orégano, etc., que además de ser muy sabrosas son digestivas.

10

No usar ropa ajustada a la cintura

No usar ropas demasiado ajustadas a la altura de la cintura y del abdomen durante la comida, optar por cosas holgadas, sueltas, para evitar que se dificulte la digestión.

Puntaje: 
Sin votos aún